Macri anunció un paquete de medidas económicas y pidió "disculpas" por su reacción tras las PASO

Política 14 de agosto de 2019 Por
Tras culpar a la oposición y a los votantes que no lo acompañaron por la nueva devaluación del peso, el Presidente dio marcha atrás y salió a pedir disculpas.
macriolivos_0

Tras el contundente triunfo del kirchnerismo en las primarias, Mauricio Macri anunció un paquete de medidas económicas para paliar el efecto de la devaluación y llevar "alivio" a 17 millones de trabajadores y familias. El Presidente pidió "disculpas" por sus expresiones durante la conferencia de prensa del lunes pasado, cuando responsabilizó al kirchnerismo por la reacción de los mercados y la suba del dólar. "Respeto profundamente la decisión de los argentinos", sostuvo en un giro de su postura.

Macri dijo que habrá modificaciones en el impuesto a las Ganancias ("recibirán 2 mil pesos más por mes") y "mejoras" para los trabajadoresformales e informales; estatales y privados; en relación de dependencia o cuentapropistas.

En un mensaje grabado desde la quinta de Olivos, el Presidente anunció un congelamiento del precio de la nafta durante 90 días para contener los efectos de la devaluación; dos "pagos extra" de Asignación Universal por Hijo (AUH); un aumento del salario mínimo vital y móvil; un bono a fin de mes de 5 mil pesos para empleados públicos ; y una suba del 40 por ciento de la beca Progresar.

"Queremos ayudar a las pymes porque reconocemos su valor: estamos lanzando un plan para pagar en 10 años sus obligaciones con la AFIP", indicó.

"Quiero pedirles disculpas"

Antes de anunciar las medidas, Macri se refirió a su reacción después de la dura derrota del oficialismo en las PASO. "Quiero pedirles disculpas por lo que dije en la conferencia de prensa del lunes. Dudé de hacerla porque todavía está muy afectado por el resultado de la elección, estaba sin dormir y triste", se justificó.

Luego, se refirió al resultado de la elección: "Quiero que sepan que los entendí y respeto profundamente a los argentinos que votaron otras alternativas o que nos votaron en 2015 y ahora eligieron no acompañarnos".

El equipo económico trabajó desde ayer contra reloj en la preparación de un plan que mitigue los efectos de la devaluación y que le permita a Macri mostrar reacción política después del arrasador triunfo de su rival kirchnerista, Alberto Fernández, en las primarias del domingo pasado.

El objetivo urgente es reconectarse con los sectores sociales golpeados por la crisis que le dieron la espalda a Macri en las PASO. Las reuniones fueron incesantes en la Casa Rosada, mientras continuaba la inestabilidad en los mercados, cuyos efectos en la economía real todavía son inciertos. Macri insiste en que no se resigna a perder las elecciones: ayer pidió "juntar más votos" en una charla con estudiantes que visitaron la Casa Rosada.

Fuente: La Nación

Te puede interesar